18 de septiembre | Devocional: Nuestra Elevada Vocación | La luz de la reforma pro salud

Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas cosas, y que tengas salud, así como tu alma está en prosperidad. 3 Juan 2.

La luz que Dios ha dado acerca de la reforma pro salud es para nuestra salvación y la salvación del mundo. Hombres y mujeres debieran ser informados respecto de la habitación humana, preparada por nuestro Creador como su lugar de morada, y de la cual quiere que seamos fieles mayordomos. … Nuestros cuerpos están hechos maravillosamente, y el Señor requiere que los mantengamos en orden. Todos estamos bajo la obligación de mantener la estructura humana en una condición saludable e íntegra, para que cada músculo y cada órgano pueda utilizarse para el servicio de Dios. … Dios, quien formó la maravillosa estructura del cuerpo, tomará especial cuidado para mantenerla en orden, si los hombres colaboran, en lugar de trabajar contra él.
Estas grandes verdades deben ser dadas al mundo. Debemos alcanzar a la gente donde está, y mediante el ejemplo y el precepto guiarlos para que vean las bellezas de una vida mejor. El mundo está en una gran necesidad de instrucción respecto de estas cosas. Ha llegado el tiempo cuando cada alma debe permanecer firme y leal a todo rayo de luz que procede de Dios, y comenzar con fervor a dar este Evangelio de la salud a la gente. Tendremos fortaleza y poder para hacer esto si practicamos estas verdades en nuestras propias vidas. …
Aquellos que disfrutan de las preciosas bendiciones que llegan a ellos por obedecer este mensaje de misericordia, harán todo lo que está en su poder para que otros compartan las mismas bendiciones. Pero podemos estar seguros de que Satanás hará todo lo que esté de su parte para impedir que una cosa como el mensaje de reforma sea dado al mundo en este tiempo. ¿Y el pueblo de Dios será encontrado al lado del enemigo, ya sea al dejar de obedecer ellos mismos, o al descuidar de dar a otros el mensaje? “El que no es conmigo, contra mí es; y el que conmigo no recoge, derrama”. Mateo 12:30. Si queremos estar a salvo, no debemos dejar de saber de qué lado nos encontramos. …—The Review and Herald, 12 de noviembre de 1901.
Dios desea que sus portadores de luz siempre mantengan elevado el estandarte. Por precepto y ejemplo deben mantener esta norma perfecta elevada muy por encima del estandarte falso de Satanás.—Ibid.

DEVOCIONAL: NUESTRA ELEVADA VOCACIÓN
Elena G. de White

COMPARTIR
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Category:

Devocional

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*