Martes 30 de junio 2020

Devoción Matutina para Jóvenes

DEVOCIÓN MATUTINA PARA JÓVENES 2020 – Persigue tus sueños – Portada libro

Walter Raymond Beach

¿Pero qué piensan de lo siguiente? Un hombre con dos hijos le dijo al mayor: “Hijo, ve a trabajar al viñedo hoy”. Mateo 21:28.

Mamá, se me está haciendo difícil escoger un colegio al cual asistir -le dijo Walter a su madre-. No sé si deba ir a la Escuela de Leyes de Willamette y luego regresar a Yale, o si ir al Colegio de Walla Walla y prepararme para la obra de Dios.

-Permíteme contarte una historia -empezó la Sra. Beach.

-Creo que ya sé lo que me vas a decir -la interrumpió su hijo-. Cuando nací, me dedicaron a Dios.

-Así es -continuó su madre-. Recientemente nos habíamos convertido al adventismo, de manera que ya éramos demasiado viejos para prepararnos para el servicio de la iglesia. Tú eras un regalo de Dios para nosotros, y fuiste dedicado con ese propósito desde antes de nacer.

-Pero podría servirá Dios como abogado… -argüyó Walter.

-Déjame terminar la historia. La noche en que naciste, fue la última de una ventisca que había durado toda una semana. El médico más cercano estaba a varios kilómetros de distancia. Tu padre envió a uno de los empleados de la finca a buscar a un médico, pero no sabíamos si llegaría a tiempo. Yo estaba muy preocupada.

-¿Oraste? -preguntó Walter, anticipándose a la respuesta.

-Sí, tuvimos nuestro culto vespertino, como de costumbre. Tu padre me puso en las manos de Dios y le pidió que el bebé que habíamos dedicado a su obra llegara con bien a este mundo. Mientras estábamos arrodillados, justo cuando tu padre decía “Amén”, todos escuchamos una melodía.

-¿De dónde provenía? -le preguntó Walter.

-Pensábamos que algún trineo con sus campanillas colgantes había llegado a casa. Tu padre fue a la puerta a recibir a los visitantes, pero no había nadie allí.

-¿Crees que eran ángeles? -quería saber Walter-, ¿O más bien era música que provenía de muy lejos? Tengo entendido que en climas fríos el sonido viaja muy lejos.

-No importa lo que haya sucedido. Yo creo que durante mi angustia, Dios me envió un mensaje especial para tranquilizarme. El doctor sí llegó, y naciste justo después de la medianoche -concluyó la Sra. Beach, con lágrimas en los ojos.

A través del relato de su madre, Walter oyó la voz de Dios que le pedía que trabajara en su viña. Asistió al Colegio de Walla Walla. Dios lo usó durante muchos años como ministro, presidente de la División Europea del Sur y secretario de la Asociación General de la Iglesia Adventista del Séptimo Día.

DEVOCIÓN MATUTINA PARA JÓVENES 2020

PERSIGUE TUS SUEÑOS Más allá de los obstáculos

Dorothy E. Watts

Lecturas devocionales para Jóvenes 2020



COMPARTIR
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Librería IADPA

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*