Martes 19 de junio 2018 | Lecturas devocionales Menores

Detectores de aromas

DEVOCIÓN MATUTINA PARA MENORES 2018 LLAMAS, LEOPARDOS Y LAGARTIJAS: Hechos no muy conocidos de la creación de Dios Charles C. Case Lecturas Devocionales para niños 2018

DEVOCIÓN MATUTINA PARA MENORES 2018
LLAMAS, LEOPARDOS Y LAGARTIJAS:
Hechos no muy conocidos de la creación de Dios
Charles C. Case
Lecturas Devocionales para niños 2018

 Él mismo concedió a unos ser apóstoles y a otros profetas, a otros anunciar el evangelio y a  otros ser pastores y maestros. Efesios 4:11

Dios no solamente dio diferentes talentos a las diferentes personas para que hagan cosas diferentes; también creó a muchos animales con diferentes instintos y capacidades. Se ha dado entrenamiento especial a los perros ovejeros alemanes para que detecten aromas. Según los investigadores, nuestros cuerpos están compuestos de más de 37 billones de células. Afirman que más de 50 millones se pierden y se regeneran cada día. Este intercambio genera un aroma que los seres humanos no pueden detectar, pero los perros sí. Los entrenadores trabajan con estos perros durante un año, para volverlos muy efectivos. Con entrenamiento, un ovejero alemán puede oler a una persona no por su ropa u otros aromas corporales, sino por el aroma de sus cambios de células.

El 31 de marzo de 1982, una operadora de teleférico de 22 años quedó sepultada por una avalancha de nieve que cubrió la zona de armarios de los empleados. Los armarios le cayeron encima, y estuvo así durante cinco días. Los rescatistas no sabían que había alguien ahí, pero la entrenadora Roberta Huber llevó a su ovejera alemán, llamada Bridget. Por su entrenamiento para detectar aromas, Bridget olió a Anna bajo 3,5 metros de nieve. Fue la primera víctima de avalancha que salvó un perro en Estados Unidos. Bridget detectó el olor de Anna a través de los espacios de aire en el edificio colapsado.

Me alegra que Dios no solamente nos dio talentos a nosotros para que hagamos cosas, sino también dio a sus criaturas habilidades especiales asombrosas. Han ayudado a salvar muchas vidas. Anna perdió un pie por congelamiento, pero podría perder su vida. Bridget estaba entrenada, y el instinto que Dios le dio salvó la vida de Anna.

Dios te ha dado al menos un talento especial, y quizá más. Úsalos para Dios. Ora como prefieras hoy, agradece a Dios por tus talentos y pídele que te ayude a desarrollarlos y a usarlos.

Devoción matutina para menores 2018

Llamas, leopardos y lagartijas:

Hechos no muy conocidos de la creación de Dios

Charles C. Case

Lecturas Devocionales para niños 2018

Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*