Lección 4 | Jueves 25 de abril 2019 | Solo, pero no realmente solo | Escuela Sabática Jóvenes

JUEVES 25 DE ABRIL
SOLO, PERO NO REALMENTE SOLO
Opinión: Sal. 72:12; Isa. 57:1,2
¿Te sientes solo? ¿Comienzas a sentir que Dios no tiene a alguien para ti? La Biblia afirma que no se supone que estemos solos (Gén. 2:18). Pero antes de estar listos para comprometernos a una relación para toda la vida en matrimonio, deberíamos permitir que Dios nos moldee y nos transforme en la mejor versión de nosotros mismos Uno de los mejores momentos para aprender sobre nosotros mismos es cuando estamos solos.
¿Cómo es tu familia? ¿Graciosa? ¿Seria? ¿Muy inteligente? ¿Aman la música? En mi familia, tenemos un poco de todo. A veces quizá no entendemos por qué Dios nos puso en la familia en la que estamos, pero nuestra familia única está allí para edificarnos. ¿Alguna vez sentiste que Dios se llevó a todas las personas buenas de tu familia? No te preocupes. En algún punto de nuestra vida, todos nos sentiremos solos, pero no permitas que la soledad te lleve a la depresión o a otras emociones negativas crónicas. Dios nos dio a nuestra familia para edificarnos unos a otros por medio del amor. Más que tu familia biológica, tienes una familia de hermanos y hermanas en Cristo que comprenden que Dios es nuestro Padre.
Dios caminó sobre esta Tierra igual que nosotros. Se sintió como nosotros nos sentimos. Entiende cómo se siente estar solos (Heb. 4:15). En el Salmo 72:12 Dios dice que «rescatará a los pobres cuando a él clamen; ayudará a los oprimidos, que no tienen quién los defienda» (NTV). Podemos ir a Dios en oración y hablar con él. Sí, él ya sabe cómo te sientes, pero a veces solo tienes que buscarlo. La Biblia nos amonesta a pedir para recibir. Por eso, habla con Dios. Cuéntale sobre tu soledad.
Si has perdido a un ser amado y estás luchando con la soledad resultante, ten la seguridad de que Dios se preocupa por ti. Su Palabra nos dice que «la gente buena se muere: muchas veces, los justos mueren antes de que llegue su hora. Pero a nadie parece importarle el porqué, tampoco se lo preguntan a sí mismos. Parece que nadie entiende que Dios los está protegiendo del mal que vendrá. Pues los que andan por el camino de la justicia descansarán en paz cuando mueran» (Isa. 57:1,2, NTV).
Dios nunca nos ha abandonado. El enemigo trata de hacernos pensar que Dios nos ha olvidado, pero dado el amor que Dios tiene por nosotros, le dolería dejarnos y vernos llorar. Habla con Dios y, cada vez que te sientas solo, recuerda que Dios entiende y se preocupa por ti.
PARA PENSAR Y DEBATIR
¿Por qué me siento solo?
¿Me ha olvidado Dios?
¿He aumentado la soledad de otra persona?
=============================
Lecciones de Escuela Sabática para Jóvenes
Lección 3: Para el 20 de abril de 2019
CUÁNDO ESTAMOS SOLOS
2er. Trimestre 2019 – Las Etapas Familiares
Narración: Adan Vicente

Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*