27 diciembre 2020 | Devoción Matutina para Adolescentes 2020 | Phillips Brooks

“Que cada hombre y cada mujer se dé por inmortal… que digan no solo: ‘Cristo ha resucitado’, sino también; ‘yo resucitaré”

UNA IDEA GENIAL PARA CADA DÍA

Lecturas Devocionales para Adolescentes 2020

 

“Pues la paga que deja el pecado es la muerte, pero el regalo que Dios da es la vida eterna por medio de Cristo Jesús nuestro Señor”(Rom. 6:23, NTV).

Florida es un gran lugar para ir de vacaciones a fin de año si quieres calentarte un poco… pero no durante la Navidad de 2017. Un aire frío, ártico, había bajado hasta Miami. Sabías que hacía frío porque las playas estaban vacías y se veía gente abrigada como exploradores polares. También sabías que hacía frío cuando veías iguanas cayendo de los árboles.

Florida del sur cuenta con una activa población de esas iguanas grandes y verdes, descendientes de mascotas que se escaparon al aire libre. A veces, puedes divisarlas tomando sol al lado de una piscina, como si fuesen turistas. Pero, mayormente, pasan su tiempo en los árboles, comiendo hojas.

Cuando el clima frío llega a ellas, se endurecen y pierden su adherencia a las ramas. ¡Pum! Caen al piso medio congeladas, en la posición de un juguete de plástico de un metro veinte de largo.

A algunos les daban pena las iguanas. A otros, les dio hambre. Miami tiene muchos inmigrantes de América del Sur y América Central, donde la iguana tiene el nombre de “pollo de los árboles”. Para ellos, las iguanas que caen en picada de los árboles son como maná caído del cielo.

Un hombre no podía creer la buena suerte que tenía. Recorrió la ciudad recogiendo iguanas y poniéndolas en su auto. Estaban frías y grises; sin embargo, mientras el hombre volvía a su casa, el aire cálido del auto descongeló a sus pasajeros. Las grandes iguanas comenzaron a dar vueltas por el auto e hicieron que el conductor chocara.

¿Recuerdas la historia de cuando Jesús llegó a la casa de una niña que había muerto? Había pasado suficiente tiempo para que se juntaran las lloronas en el patio. Entonces, Jesús dijo: “No está muerta. Está durmiendo”.

Las lloronas comenzaron a reír. Por supuesto, está durmiendo el sueño de la muerte, pensaron. Pero, lo siguiente que supieron fue que la niña caminaba en dirección a ellas. Probablemente se asustaron un poco.

Jesús es como la calefacción en el auto lleno de iguanas congeladas. Lo que está muerto no puede permanecer así cuando él está cerca. ¿No es una buena noticia? Kim

DEVOCIÓN MATUTINA PARA ADOLESCENTES 2020



COMPARTIR
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Category:

Videos Matinales

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*