20 de marzo | Devocional: Una religión radiante | Fidelidad en los detalles

«Tengan cuidado de no llevar sus ofrendas a cualquier parte, sino solo al lugar que Dios elija de entre las tribus. Allí harán lo que les he ordenado hacer, y darán gracias por las abundantes cosechas que Dios les haya dado. Durante esa fiesta podrán comer de todo lo que hayan llevado. Todo el pueblo podrá participar». Deuteronomio 12: 13-18, TLA

SER UN FIEL OBRERO que persevera pacientemente en la noble labor que implica trabajar abnegadamente, es una sublime misión que merece la aprobación celestial. Toda labor llevada a cabo con fidelidad resulta más aceptable para el Señor que la más devota y piadosa adoración. Las oraciones, las exhortaciones y las amonestaciones son frutos de relativo valor que suelen estar vinculadas entre sí; pero los frutos que se manifiestan en buenas obras de apoyo a los marginados y en «atender a los huérfanos y a las:viudas» (Sant. 1: 27, NVI), son frutos genuinos que produce naturalmente el buen árbol — Testimonios para la iglesia, t. 2, pp. 23-24, adaptado.
El éxito en esta vida, y el que nos asegurará la vida futura, depende de que cumplamos fiel y concienzudamente con los deberes aparentemente más insignificantes. En las más pequeñas de las obras de Dios no se ve menos perfección que en las más colosales. La mano que suspendió los mundos en el espacio es la misma que ha hecho con delicada maestría los lirios del campo. Y así como Dios es perfecto en su esfera, hemos de serlo nosotros en la nuestra (Mat. 5: 48; Luc 6: 36). La estructura simétrica de un carácter firme y equilibrado, se construye sobre el fundamento de las acciones individuales en cumplimiento del deber. La fidelidad debe caracterizar nuestra vida tanto en los detalles insignificantes como en los mayores. La integridad en las cosas pequeñas, la ejecución de pequeños actos de fidelidad y bondad alegrarán la senda de la vida; y cuando hayamos acabado nuestra obra en la tierra, se descubrirá que cada uno de los deberes menores ejecutados fielmente ejerció una influencia benéfica imperecedera. — Patriarcas y profetas, cap. 55, p. 558.
«Si son fiieles en las cosas pequeñas, serán fieles en las grandes; pero si son deshonestos en las cosas pequeñas, no actuarán con honradez en las responsabilidades más grandes». Lucas 16: 10, NTV

MI REFLEXION PERSONAL
_________________________
_________________________
_________________________

UNA RELIGIÓN RADIANTE
Reflexiones diarias para una vida cristana feliz
Elena G. de White

COMPARTIR
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*