Miércoles 13 de junio 2018 | Devoción Matutina Adolescentes

Dinero por la vida

Devoción matutina para adolescentes 2018 Un año en la Palabra Dwain Neilson Lecturas Devocionales para Adolescentes 2018

Devoción matutina para adolescentes 2018
Un año en la Palabra
Dwain Neilson
Lecturas Devocionales para Adolescentes 2018

Salmos 46-50

Nadie puede salvar a nadie, ni pagarle a Dios rescate por la vida.Tal rescate es muy costoso,ningún pago es suficiente (Salmo 49:7,8).

Leía el Salmo 49 cuando los versículos 7 al 9 me hicieron pensar en una entrevista que recientemente había escuchado. Era una entrevista al doctor Jawad, médico iraquí que había perdido a su esposa y a su hijo durante un violento ataque perpetrado por mercenarios armados.

Jawad estaba esperando a su esposa, Mahasin, y a su hijo mayor, Ahmed, estudiante de Medicina. Supuestamente pasarían a recogerlo del trabajo, pero nunca llegaron. Unos miembros de la empresa estadounidense de seguridad privada Blackwater dispararon contra el auto que llevaba a Ahmed y a Mahasin Jawad, que provocó su muerte. El FBI concluyó que el ataque no había tenido justificativos.

Pocos días después, aún de luto por la pérdida de su esposa y su hijo, el doctor Jawad fue invitado a la Zona Verde, la fortificada base de operaciones del ejército estadounidense en Irak, para reunirse con oficiales del Departamento de Estado. No pudo ir a la reunión, pero más tarde, otras personas que también habían perdido a sus amados, y asistido a la base, le dijeron lo que había pasado.

Con ayuda de un intérprete, el doctor Jawad declaró: “Unas siete u ocho personas fueron a esa reunión en la embajada. Me dijeron que les dieron 10 mil dólares a cada quien por sus pérdidas, por las vidas de sus familias. […] Saberlo me dio asco”.

Ninguna cantidad de dinero le devolvería a su esposa y a su hijo. Los oficiales del Departamento de Estado lo sabían, pero ofrecieron dinero como para disculparse por aquel error grave.

¡Los seres humanos son preciosos para Dios! Pedro lo captó mejor que nadie cuando escribió: “Como bien saben, ustedes fueron rescatados de la vida absurda que heredaron de sus antepasados. El precio de su rescate no se pagó con cosas perecederas, como el oro o la plata, sino con la preciosa sangre de Cristo, como de un cordero sin mancha y sin defecto” (1 Ped. 1:18,19).

NO DEJES DE LEER

¿A dónde vas cuando tienes miedo? Los hijos de Coré escribieron un himno alusivo a su lugar de refugio. Léelo en el Salmo 46, uno de los más grandiosos.

Devoción matutina para adolescentes 2018

Un año en la Palabra

Dwain Neilson

Lecturas Devocionales para Adolescentes 2018

Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*