Martes 29 de mayo 2018 | Lecturas devocionales Menores

Manglares

DEVOCIÓN MATUTINA PARA MENORES 2018 LLAMAS, LEOPARDOS Y LAGARTIJAS: Hechos no muy conocidos de la creación de Dios Charles C. Case Lecturas Devocionales para niños 2018

DEVOCIÓN MATUTINA PARA MENORES 2018
LLAMAS, LEOPARDOS Y LAGARTIJAS:
Hechos no muy conocidos de la creación de Dios
Charles C. Case
Lecturas Devocionales para niños 2018

Será como un árbol plantado a la orilla de un río, que extiende sus raíces hacia la corriente y no teme cuando llegan los calores, pues su follaje está siempre frondoso. En tiempo de sequía no se inquieta, y nunca deja de dar fruto. Jeremías 17:8.

Los manglares del mundo son parte importante del ecosistema, y necesarios para preservar la vida de muchas criaturas. Aunque no presentan un paisaje muy lindo. Un manglar consiste en miles de árboles que crecen a la orilla del agua o en el agua. Sus ramas colgantes se hunden en el agua, echan raíces y se entrelazan; es una maraña desordenada. Su apariencia no es agradable, pero así se forma nueva tierra, al acumularse sedimento cerca de las raíces.

Un manglar puede ser imposible de recorrer. En general, tiene una base esponjosa de fango. Miles de criaturas viven ahí o en los alrededores. En algunas zonas (como el trópico), un solo manglar puede tener hasta 50 variedades de árboles. El follaje es tan denso, que apenas puede pasar la luz del sol. Los mosquitos zumban por todo el sitio. Como son feos y molestos, los seres humanos han comenzado a quitarlos, para tener lugar donde construir casas. Pero los científicos han descubierto que no solamente quedan destruidos los árboles, sino también las zonas de crianza y vivienda de miles de criaturas silvestres.

¿Cómo provee vida un manglar para tantas criaturas? Veamos. Los deshechos de los árboles, como hojas y brotes, caen al agua y los comen organismos pequeños, como plancton, gusanos, crustáceos y moluscos. Estos son alimento para criaturas más grandes, como camarones, moluscos, cangrejos y peces. A su vez, también son alimento de criaturas acuáticas aún más grandes, como ciertos peces, aves y más.

Solos, estos manglares duran siglos. Cuando tenemos una relación personal con Jesús, el buen Libro nos dice que somos como un árbol plantado a orillas del río. Nada nos falta, y producimos fruto; así sucede con los manglares. Hoy, pide a Jesús que te ayude durante el día a tener una buena relación con él.

DEVOCIÓN MATUTINA PARA MENORES 2018

LLAMAS, LEOPARDOS Y LAGARTIJAS:

Hechos no muy conocidos de la creación de Dios

Charles C. Case

Lecturas Devocionales para niños 2018

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.