DEVOCIÓN MATUTINA PARA ADULTOS 2015 Pero hay un DIOS en los cielos… Por: Carlos Puyol Buil Lecturas devocionales para Adultos 2015

DEVOCIÓN MATUTINA PARA ADULTOS 2015
Pero hay un DIOS en los cielos…
Por: Carlos Puyol Buil
Lecturas devocionales para Adultos 2015

“Enséñanos de tal modo a contar nuestros días que traigamos al corazón sabiduría” (Salmo 90:12).

Llegados a los días finales de este 2015, es bueno hacer una reflexión sobre el significado del tiempo en la Biblia. Así podremos mirar hacia atrás y hacia delante con sabiduría, y diseñar el presente y el futuro. Decía John Ruskin, sociólogo inglés, a sus alumnos que “cada día es como la miniatura de toda la vida, el que sepa hacer de cada día lo que quisiera que llegase a ser toda su vida, será la persona más feliz”.

En el concepto bíblico del tiempo, la Creación es el comienzo temporal de las cosas. Lo que no comenzó con las cosas creadas, es decir, con el tiempo, pertenece al orden de la eternidad, como el Verbo, que ya existía con Dios cuando todas las cosas fueron creadas. Dios había dicho a Adán: “El día que de él comieres, morirás”. Así pues, el pecado iba a dar al tiempo una dimensión dramática, la muerte, que es el proceso inverso a la creación, el regreso a la nada. Con la muerte el tiempo se detiene, la existencia consciente desaparece. Pero el tiempo, en la economía del pecado es, además, envejecimiento, pérdida de vitalidad hasta que llega la muerte. Podemos, pues, decir que el tiempo, a nivel personal, es el tirano que nos lleva de la cuna a la tumba.

El Creador intervino para dar al tiempo una nueva dimensión. Dios convirtió el tiempo, irremediablemente malo, en tiempo redentor, en historia de la salvación, en manifestación de su gracia salvadora: “La gracia de Dios se ha manifestado para salvación a toda la humanidad” (Tito 2:11). Dios mismo se hizo criatura humana, se sometió a la tiranía del tiempo, ¡se hizo mortal para así librarnos del pecado, vencer la muerte y devolvernos la eternidad!

Entre la dimensión dramática del tiempo y su dimensión salvífica, la Biblia habla del tiempo de promesa, tiempo de la espera mesiánica, tiempo de espera y esperanza para Israel y para la iglesia: “Renunciando a la impiedad y a los deseos mundanos, vivamos en este siglo sobria, justa y piadosamente, mientras aguardamos la esperanza bienaventurada y la manifestación gloriosa de nuestro gran Dios y Salvador Jesucristo” (vers. 12, 13). Y esa espera conlleva otra dimensión más: el tiempo de preparación, el tiempo de arrepentimiento y conversión, el tiempo de la salvación personal. “Ahora es el tiempo aceptable; ahora es el día de salvación” (2 Cor. 6:2). Tiempo de oportunidad irrepetible que debemos tomar seriamente en consideración: “Si oís hoy su voz, no endurezcáis vuestros corazones como en la provocación” (Heb. 3:15).

Que Dios te ayude hoy a administrar correctamente tu vida.

DEVOCIÓN MATUTINA PARA ADULTOS 2015

Pero hay un DIOS en los cielos…

Por: Carlos Puyol Buil

Lecturas devocionales para Adultos 2015

http://devocionmatutina.com

Facebook:

https://www.facebook.com/groups/DevocionMatutinaIASD

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*