Lunes 4 de julio 2016 | Devoción Matutina para Menores 2016 | Quince años más diez minutos extras


Por la misericordia de Jehová no hemos sido consumidos, porque nunca decayeron sus misericordias. Nuevas son cada mañana; grande es tu fidelidad. Lamentaciones 3:22, 23.

El rey Ezequías tenía un forúnculo inflamado, que estaba propagando la infección por todo su cuerpo. El profeta Isaías fue a él con un mensaje del Señor: “Vas a morir pronto”.
Esto fue demasiado para el rey. Volvió su rostro hacia la pared y oró para que Dios le diera unos pocos años más.
Algunas veces, Dios da profecías incondicionales; pero, en otras ocasiones, tal como la profecía de Jonás concerniente a Nínive, las predicciones están determinadas por condiciones. El rey Ezequías se dio cuenta de que la profecía de su muerte era condicional, y por eso rogó al Señor por su vida. Dios lo oyó, y el profeta solo había caminado hasta el medio de la corte cuando el Señor le dijo que regresara al rey con este mensaje:
“Yo he oído tu oración, y he visto tus lágrimas; he aquí que yo te sano… Y añadiré a tus días quince años” (2 Reyes 20:5, 6).
“¿Qué señal tendré de que Jehová me sanará?” (vers. 8), preguntó el rey, inclinándose hacia adelante y escuchando atentamente.
“Esta es la señal que tendrás del Señor”, respondió Isaías. “¿Avanzará la sombra del reloj de sol diez grados o retrocederá diez grados?”
Ezequías pensó por un momento. Si la sombra se movía hacia adelante no sería tan impresionante como si retrocediera. “Que la sombra retroceda diez grados”, respondió el rey.
Luego, tuvo lugar un milagro extraño: ininterrumpidamente, ¡la sombra sobre el reloj solar comenzó a moverse en la dirección opuesta! Esto no se trató de un fenómeno local. Hasta en Babilonia, tan lejos hacia el este, grupos de personas se apiñaban alrededor de los relojes solares y conversaban con entusiasmo sobre el extraño incidente. Los astrónomos intelectuales de Babilonia sacudían sus cabezas y se maravillaban.
Cuando las noticias de que este fenómeno había sido causado por el gran Dios de los hebreos llegaron a los babilonios, el rey de Babilonia envió a un grupo de hombres para felicitar a Ezequías y para descubrir más acerca del Dios que podía llevar a cabo tal maravilla.
Estaba en el plan de Dios no solamente sanar a Ezequías. sino también que los paganos obtuvieran un conocimiento más completo de él por medio de este milagro. Ahora. Dios consiguió su atención.

DEVOCIÓN MATUTINA PARA MENORES 2016
¡GENIAL!
Dios tiene un plan para ti
Por: Jan S. Doward
Lecturas devocionales para niños 2016
http://devocionmatutina.com
Facebook:
https://www.facebook.com/groups/DevocionMatutinaIASD
========================
Visita también:
http://videosadventistas.com/
http://espacioadventista.org/
========================

Comments

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*