Lunes 21 de mayo 2018 | Devoción Matutina Adultos

Oración de amor

DEVOCIÓN MATUTINA PARA ADULTOS 2018 LAS ORACIONES MÁS PODEROSAS DE LA BIBLIA Ricardo Bentancur Lecturas devocionales para Adultos 2018

DEVOCIÓN MATUTINA PARA ADULTOS 2018
LAS ORACIONES MÁS PODEROSAS DE LA BIBLIA
Ricardo Bentancur
Lecturas devocionales para Adultos 2018

Te amo, oh Jehová, fortaleza mía Jehová, roca mía y castillo mío, y mi libertador. Salmo 18:1, 2.

El relato de 2 Samuel 22 confirma que David compuso este salmo, y además expresa las circunstancias en las que lo escribió: “Habló David a Jehová las palabras de este cántico, el día que Jehová le había librado de la mano de todos sus enemigos, y de la mano de Saúl” (vers.1).

En esta esplendorosa oda de gratitud, David presenta a grandes rasgos el relato de las victorias que Dios le concedió como soldado y rey. Esta oración conmemorativa de los triunfos en el Señor es la historia de un corazón enteramente consagrado a Dios, e íntegro en el cumplimiento de su deber.

“Te amo”, le dice el poeta a su Dios. Y usa el verbo rajam para expresar ese sentimiento profundo y ferviente. En ningún otro pasaje de la Biblia se usa esta palabra para referirse al amor del ser humano hacia Dios, aunque se usa con frecuencia para describir el amor de Dios hacia el hombre (ver 3 CBA 677). Esta declaración de amor es la más apropiada para comenzar este canto de acción de gracias por los triunfos concedidos en la vida.

Luego dice “fortaleza mía”. Y en el segundo versículo reafirma esta figura, diciendo que Dios es su “roca”, “castillo”, “escudo” y “refugio”. Dios es la fuente de nuestra fuerza interior. Es la fortaleza. Dios es nuestro refugio ante el peligro, y es la esperanza ante la muerte. David le dijo a Jonatán: “Apenas hay un paso entre mí y la muerte” (1 Sam. 20:3). Y en el salmo, declara: “Me tendieron lazos de muerte. En mi angustia invoqué a Jehová […] y mi clamor llegó delante de él, a sus oídos” (Sal. 18:5, 6). La oración es nuestro escudo y refugio en todo tiempo de lucha.

Mira hacia atrás para ver cómo Dios te ha guiado. El te ha dado grandes triunfos. Hoy, tú tienes muchas razones para decir con David: “Te amo, oh Jehová, fortaleza mía. Jehová, roca mía y castillo mío, y mi libertador […] por tanto yo te confesaré entre las naciones” (vers. 1, 2,49).

Tu testimonio despertará la fe que yace dormida en el corazón de las personas con las que hoy te encontrarás.

Oración: Señor, te amo y confieso tu santo nombre.

DEVOCIÓN MATUTINA PARA ADULTOS 2018

LAS ORACIONES MÁS PODEROSAS DE LA BIBLIA

Ricardo Bentancur

Lecturas devocionales para Adultos 2018

Compartir
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

DEJA UN COMENTARIO

Comentarios

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*